My Feed icon
Articulo
Add this post to favorites

Función inmunológica de las proteínas

Conoce cómo este nutrimento ayuda a fortalecer su sistema inmune

2minutos lectura Feb 3, 2016

El sistema inmunológico es un conjunto complejo de distintos órganos, células, tejidos y proteínas diseñados especialmente para identificar y atacar virus, bacterias y microorganismos.  Durante el embarazo, tu bebé recibirá de ti todos los anticuerpos que necesita al nacimiento y no es, sino hasta los primeros meses de vida, que el sistema inmune de los bebés comienza a producir sus propios anticuerpos.

Es por esto que la leche materna es el alimento ideal, ya que le brinda los anticuerpos necesarios para tener un sistema inmunológico sano y bien desarrollado. 

Anticuerpos en bebes

Los anticuerpos son proteínas usadas por el sistema inmune para identificar y neutralizar intrusos como las bacterias y los virus.

Cuando entra una agente extraño (antígeno) a invadir el cuerpo, distintas células del sistema inmune comienzan a trabajar para identificarlo y generar una respuesta ante él (respuesta inmunitaria). Después, estas células desencadenan la producción de anticuerpos los cuales se mantienen activos en el cuerpo para que una vez que dicho antígeno entre de nuevo al cuerpo, los anticuerpos estén listos para atacarlo.

Ahí no acaba la función de los anticuerpos, ya que estos también ayudar a atacar a las sustancias tóxicas, que el propio cuerpo produce, al activar un sistema de proteínas que se llama complemento, que se encarga de eliminar bacterias, virus o células infectadas.

Existen otros componentes importantes del sistema inmunitario llamados citoquinas, las cuales son pequeñas proteínas que se encargan de regular la comunicación entre las distintas células inmunitarias, así como la interacción entre el sistema inmune y otros tejidos. Las citoquinas son pequeñas proteínas que regulan la comunicación dentro del sistema inmune y, entre este y otros tejidos.

Función de proteger a tu bebé

Como podrás observar, las proteínas forman parte importante de todo el proceso inmunitario para proteger a tu bebé de infecciones y enfermedades. Un adecuado consumo diario de proteínas asegura no solo un sano crecimiento y desarrollo, sino que también ayuda contra las enfermedades.

Recuerda que, además de la leche materna, las proteínas se pueden encontrar en los alimentos de origen animal (carne, pollo, pescado y huevo), las leguminosas (habas, lentejas, garbanzos y frijoles), así como en algunos cereales (tortilla, pan, arroz y pasta, en menor cantidad).

Cuéntanos, ¿qué comió tu bebé el día de hoy?