MyFeed Personalized Content
Preconcepción
Artículo
Add this post to favorites

Alimentos que afectan la fertilidad femenina

¿Qué alimentos favorecen tu fertilidad?

2minutos lectura Dic 13, 2016

El deseo de ser mamá saca lo mejor de toda mujer, es probable que empieces a cuidar tu alimentación, dormir más, mejorar tu hidratación, y dejar tus malos hábitos; no obstante, para algunas mujeres resulta más complicado quedar embarazadas.

Una buena alimentación es pieza clave si estás buscando embarazarte, debido a que tu cuerpo necesita prepararse para no presentar deficiencias durante la gestación, por lo que será necesario cambiar tu régimen alimenticio y empezar a tomar ácido fólico, entre tres y seis meses antes de la concepción.

Seguramente en tu familia o en tu grupo de amigas, has escuchado decir que existen alimentos que afectan la fertilidad femenina o la favorezcan, y que es mejor evitarlos o aumentar su consumo (según sea el caso), si es que deseas tener un hijo; ¿has escuchado hablar de esto?

¿Qué alimentos evitar?

A continuación, te compartimos una lista de alimentos que sería mejor reducir su consumo, y los motivos por los que hay que hacerlo:

Se dice que la cafeína puede afectar la fertilidad, puesto que reduce el flujo de sangre dirigido hacia el útero, por lo que lo ideal sería disminuir lo más que puedas, tu ingesta de café, té, chocolate y refrescos de cola.

Procura disminuir el consumo de bebidas endulzadas, refrescos y azúcar en general, ya que este puede alterar tus niveles de glucosa en la sangre y con esto, desequilibrar tus niveles hormonales, y complicar la fertilidad.

Reduce tu ingesta de carne roja; el exceso puede elevar los niveles de amoniaco, dificultando la implantación del óvulo.

Se cree que la soya también podría hacer más complicada la concepción debido a un componente parecido a los estrógenos que produce el cuerpo, alterando los ciclos menstruales.

La idea no es que los elimines por completo de tu dieta, simplemente reducir su consumo. Recuerda que es muy importante consumir un multivitamínico prenatal, incluso antes de la concepción; de esta forma, tu cuerpo se prepara para tener los nutrimentos necesarios para cuidar y albergar a tu próximo bebé.