My Feed icon
Articulo
Add this post to favorites

Los primeros 1000 días de vida de mi bebé

Durante este tiempo, él se desarrollará al máximo y necesitará una nutrición adecuada para lograrlo

2minutos lectura Jun 8, 2016

Durante los primeros 1000 días de vida de tu bebé, ambos vivirán cosas increíbles. Él se desarrollará al máximo y, con cada logro, tú almacenarás recuerdos imborrables.

¿Ya sonrió por primera vez? A partir del segundo mes, notarás que reacciona ante los estímulos con una pequeña risa; además, utiliza el llanto como una manera de comunicarse contigo. Habrá muchas primeras veces: la primera vez que se sienta, que sostiene un objeto, que prueba nuevas cosas, como lanzar los objetos al piso (sentido de permanencia).

Proteínas de la Leche Materna

En cuanto a su alimentación, hasta los seis meses recibe todos lo que necesita a través de ti. La leche materna le aporta la energía que necesita, mediante nutrientes que serán vitales en su crecimiento, el principal: las proteínas, que tienen una influencia directa en el desarrollo y crecimiento. Son estructurales, conforman y mantienen los tejidos, músculos y órganos, siendo responsables del correcto funcionamiento de todos los sistemas, incluyendo:

  • Inmune: contribuyen a su maduración, protegiéndolo así de la aparición de enfermedades.
  • Digestivo: favorecen una adecuada maduración y función, evitando así malestares en la su pancita.
  • Metabólico: es un nutrimento fundamental para su correcta función, ya que promueve la salud a corto y largo plazo de tu pequeño.

Como verás, las proteínas cumplen tareas claves que hoy te permiten respirar, pensar, moverte, comer y recuperarte cuando te enfermas.

Si para ti, que has alcanzado tu máximo crecimiento y desarrollo, son claves, trata de proyectar lo que son para tu pequeño: aliadas fundamentales e irremplazables en los primeros 1,000 días.
 

Apóyalo proporcionándole la calidad de proteínas que necesita, aquellas que lo ayuden a lograr una correcta maduración de órganos y alcanzar así un óptimo desarrollo*.

*Las proteínas tienen una influencia directa en el desarrollo y crecimiento, estas son estructurales, conforman y mantienen los tejidos, músculos y órganos.