Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.
Compártelo
X

Hitos del desarrollo del niño de 0 a 1 año

 

Desarrollo físico y motor el primer año de vida.

Sábado, Junio 13, 2020 - 03:44

Conforme va creciendo tu hijo, te sorprenderás de todas las cosas que será capaz de hacer, por ejemplo, después de estar durmiendo todo el día, podrá moverse de su lugar (girando o rodando en la cama), moverá más los brazos, y mil cosas más.

Conforme va creciendo tu hijo, te sorprenderás de todas las cosas que será capaz de hacer, por ejemplo, después de estar durmiendo todo el día, podrá moverse de su lugar (girando o rodando en la cama), moverá más los brazos, y mil cosas más.

 

A todos estos logros se les llama hitos del desarrollo y se trata de las habilidades que pueden alcanzar de acuerdo a la edad en la que se encuentran. ¿Quieres descubrir qué será capaz de hacer tu bebé? A continuación te damos una guía.

 

Sólo toma en cuenta que las edades que aquí se presentan son un promedio, es decir, no todos los bebés lo hacen al mismo tiempo, puede ser antes o después y eso está bien. Sólo debes revisar que haya un avance constante en tu pequeño o de lo contrario comunicarlo a tu pediatra.

 

1 mes

Mantiene sus manos en puños apretados.

Chupa y traga

Mira por horas sus manos y pies para explorarlos.

Reconoce el sonido de la voz de mamá.

Sus ojos se cruzan ocasionalmente.

Reconoce el olor de la leche materna.

 

2 meses

Levanta la cabeza y el torso cuando está acostado boca abajo.

Estira las piernas y patea.

Abre y cierra sus manos.

Se lleva la mano a la boca.

Esboza sus primeras sonrisas.

 

3 meses

Se estira para rozar móviles u objetos con sus manos.

Mueve la lengua dentro y fuera

Mira las caras con atención.

Sigue objetos en movimiento.

Gira su cabeza en dirección al sonido.

Balbucea e intenta imitar sonidos.

 

4 meses

Toma y sacude sonajas u objetos.

Se ríe con mayor definición.

Imita gestos.

Se apoya sobre sus codos para levantarse cuando está acostado boca abajo.

 

5 meses

Se estira para alcanzar los juguetes que están a su alcance.

Realiza movimientos de masticación

Abre la boca para aceptar la cuchara

Se mete cosas a la boca para explorarlas.

Se incrementan los balbuceos con sonidos de consonantes.

Le gusta mirarse en el espejo.

Usa ambas manos para explorar los juguetes.

 

6 meses

Inicia con la alimentación complementaria.

Le gusta que lo balanceen suavemente.

Comienza a arrastrarse por el suelo muchas veces en reversa.

Puede pasar un juguete de una mano a otra.

Puede empezar a sentarse sin ayuda por breves periodos de tiempo.

Puede darse la vuelta cuando está de espaldas para quedar sobre su estómago.

Agarra la comida con los dedos.

 

7 meses

Disfruta tirar cosas al suelo y mirar todo el recorrido.

Le encanta jugar a que alguien se tape la cara con las manos y aparezca de repente.

Encuentra objetos parcialmente ocultos.

Se sienta sin apoyo.

Le gusta agarrar la cuchara.

Desconfía de personas extrañas (puede durar hasta los 10 meses).

Puede experimentar ansiedad por separación.

 

8 meses

Estira los brazos para que lo carguen.

Controla la lengua para comer con facilidad.

Empieza a entender palabras sencillas.

Sus movimientos son más firmes al gatear.

Recoge objetos con los pulgares y los dedos.

 

9 meses

Tiene preferencia por algunos juguetes.

Puede beber de un vaso entrenador.

Hace sonidos diferentes como “mamamama” y “babababa”.

Imita mejor sonidos y gestos de los demás.

Señala las cosas con mayor precisión.

Investiga formas, tamaños y texturas de juguetes.

Sigue el dedo de mamá cuando señala algo.

 

10 meses

Responde a la respuesta “No”.

Sacude, golpea y tira las cosas para explorarlas.

Se alimenta con los dedos.

Tiene una mejor coordinación mano-ojo.

Sujeta y mueve la comida hacia la boca

 

11 meses

Si ya gatea, siente curiosidad por bajar y subir escaleras.

Hace sonidos con cambios en el tono.

Aplaude con las manos.

Disfruta escuchar canciones.

“Baila” al escuchar música.

 

12 meses

Responde a instrucciones simples como “ven aquí”.

Utiliza gestos básicos para saludar, despedirse o negarse a hacer algo.

Dice mamá o papá.

Comienza a usar vasos o cubiertos.

Puede combinar posiciones para jugar (sentarse, pararse, gatear o dar pequeños pasos).

Lanza pelotas y logra mantener el equilibrio.

Utiliza la cuchara para alimentarse.

 

Recuerda que esto es sólo una guía, porque cada niño tiene su propio ritmo de crecimiento, el cual debe respetarse, así que evita forzar a tu hijo a hacer cosas.

Leer más

Únete a Baby and Me

Con un sólo clic podrás disfrutar increíbles beneficios, ¡conócelos!

¡Regístrate!

Contenido Relacionado
Buscar

¿Aún no encuentras
lo que estás buscando?

Prueba nuestra nueva herramienta de búsqueda inteligente. ¡Siempre tendremos algo para ti!